Blog

Que es la conversion en marketing digital

Conversión en Marketing Digital ¿Qué es?

Marketing Digital

Una conversión puede ser cualquier acción considerada como valiosa para la empresa. Es decir, cualquier objetivo que tenga la empresa y sea conseguido.

¿Qué tipos de conversiones existen?

Si como hemos dicho, una conversión puede ser cualquier acción beneficiosa para la empresa, esto quiere decir que hay un abanico muy amplio de conversiones, ¿no? ¡Veamos algunas de ellas!

  • Leads. Usuarios que han rellenado un formulario proporcionándonos sus datos.
  • Suscripción. Suscripción a una newsletter.
  • Descarga. Descargar algún archivo.
  • Instalación. Instalación de un programa.
  • Visualización. Número de visualizaciones de tu sitio web.
  • Registro. Registros de nuevos usuarios a tu web.
  • Tiempo en el sitio. Duración media del usuario en tu sitio web.
  • Compra. Realización de una compra por parte del cliente.
  • Páginas vistas. Número total de páginas vistas en tu web.
  • Llamada. CTA (llamada a la acción) de llamada a algún número de contacto de la empresa.

¿Es importante medir el grado de conversión?

Sí, siempre. Este grado de conversión, o dicho de otra manera, retorno de conversión (ROI), es lo que nos va a indicar el valor generado por las acciones de marketing que está realizando la empresa, por tanto sabremos si están siendo o no rentables.

¿Cómo se mide la tasa de conversión?

  • Definir objetivos. Primero marcaremos qué es lo que queremos conseguir para nuestra empresa y cómo lo vamos a hacer. De esta manera podemos focalizar en lo que queremos conseguir.
  • Medir. Para saber la continuidad de los objetivos, es necesario medirlos. Por lo que tendrás que decidir qué herramientas usar y qué KPIs tener en cuenta. Google Analytics es una herramienta imprescindible para medir, pero se pueden usar más según el canal o medio, además de las herramientas para medir en Redes Sociales.
  • Analizar datos. Una vez pasado el periodo de tiempo establecido para cumplir esos objetivos, se analizarán los resultados que hemos obtenido de las herramientas, comparando todo lo que se ha conseguido durante ese tiempo.
  • Obtener ROI. Finalmente, se calcula el ROI con la siguiente fórmula: ROI=(Ganancias-Inversión)/Inversión. También se pueden tener otros puntos en cuenta que creas que son importantes en tu caso, como por ejemplo, el tiempo que ha llevado realizar los objetivos.

Pasos hasta la conversión

El cliente tiene un camino, una experiencia de usuario en tu sitio, antes de realizar la conversión. Estos pasos que realiza el cliente se deben analizar para comprobar cuántos usuarios se quedan en el camino, cuántos no llegan a convertir y por qué.

Esto nos ayudará a tratar el problema directamente de manera más fácil, ya que podremos saber dónde se ha quedado el cliente y qué es lo que le ha hecho no seguir adelante. Todo este camino que recorre el usuario desde que nos encuentra hasta que realiza la conversión, se llama embudo de conversión o funnel.

Para mejorar la conversión, analizaremos en qué punto se suelen quedar los clientes e intentaremos mejorarlo. Una de las opciones para ello es hacer test AB creando CTA nuevos y comprobando cuál obtiene mejores resultados.

¡Manos a la obra!

Puedes hacerlo únicamente dentro de tu sitio web, pero nosotros te aconsejamos que no te conformes con eso y vayas un paso más allá. Que además de usar tu web, uses otra muy buena manera de conseguir clientes a través de una página única cuyo objetivo será ese, convertir. Estamos hablando de las Landing page.

Hay muchas maneras de conseguir clientes o de cumplir tus objetivos, sean cuales sean. ¿A qué estás esperando?

¡Comienza a convertir tus acciones!

¡Si te ha gustado comparte y haz comunidad!